Praia do Forte es el destino soñado para quien busca tranquilidad, diversión y bellos paisajes, además de la calidez espontánea de su gente, sus bailes, tradiciones y artesanías.

Conocida por su conciencia de preservación del medio ambiente, es un lugar privilegiado donde la naturaleza ofrece un espectáculo de hermosas playas, piscinas poco profundas de agua clara, ríos, lagunas, cocoteros, reservas de bosques tropicales y más. ¡Es un paraíso! Ofreciendo variedad de paseos y atractivos para usted y su familia. Como el Proyecto TAMAR (Tortugas Marinas), las piscinas naturales, el pueblo de pescadores, la laguna y la isla Timeantube, el Instituto Ballena Jubarte, la reserva de Mata Atlántica Sapiranga (bosque), el castillo García D'Ávila (ruinas de una fortaleza feudal) y muchas otras atracciones.

Además de esto, Praia do Forte es un encantador pueblo de pescadores que alberga hoteles y posadas, una variedad de restaurantes con lo mejor de la gastronomía, bares y tiendas con la mayor cantidad de moda y piedras semipreciosas de Brasil, además de las tradicionales tiendas de artesanía. Hay opciones de ocio y entretenimiento para todas las edades, formando una infraestructura completa con mucha seguridad, satisfacción, tranquilidad y alegría para sus visitantes.

Instituto Baleia Jubarte

Alrededor de 20,000 ballenas jorobadas migran anualmente a la costa brasileña, lo que permite la observación de ballenas. La experiencia de observar a este animal de 16 m, completamente dócil, curioso y con comportamiento acrobático en su hábitat natural es verdaderamente inolvidable.

El Instituto Baleia Jubarte también tiene el único Centro de Interpretación en Brasil especialmente dedicado a las grandes ballenas jorobadas y su entorno. Allí, el visitante conocerá detalles de estos magníficos animales, a través de un recorrido educativo, encontrando entre los jardines un esqueleto completo de ballena jorobada, varias réplicas de ballenas de tamaño natural que exhiben diferentes comportamientos, paneles de interpretación y un anfiteatro con computadoras interactivas, miniaturas de las especies de ballenas brasileñas y proyecciones continuas de videos.

La causa es noble: sensibilizar a la población, a través de la observación de ballenas en alta mar y el centro de interpretación, sobre la importancia de su conservación.

Projeto Tamar

 

Creado en 1980, el Projeto Tamar, proyecto de tortugas marinas, es reconocido internacionalmente como una de las experiencias de conservación marina más exitosas, sirviendo como modelo para otros países.

Acuarios con tortugas marinas y varios animales deleitan a los visitantes, quienes pueden verlos e interactuar con ellos. El centro de visitantes está equipado con piscinas, acuarios, paneles de información, réplicas de tortugas de tamaño real, área de exposiciones, charlas y exhibición de videos, restaurante, bar y una tienda que vende productos de artesanía local y de la marca TAMAR.

Además, si tienes suerte, en su temporada de reproducción (septiembre a marzo), puedes ver la liberación de las tortuguitas bebes, organizada por el proyecto Tamar.

Pueblo pesquero

El pueblo de pescadores es uno de los lugares más seductores de Brasil, donde las tradiciones locales viven en armonía con el refinamiento de las tiendas y restaurantes. Un antiguo pueblo de pescadores que aún conserva su encanto y simplicidad. Es parte de la historia brasileña, ya que los portugueses llegaron aquí en 1500, estableciendo los primeros contactos con los indios, raíces del pueblo brasileño.

En las calles del pueblo encontrará todo tipo de servicios necesarios. Tales como restaurantes de diversas cocinas, bares, cafeterías, posadas, mercados, oficinas de correos, farmacias, cajeros automáticos, agencias de turismo, alquiler de autos, artesanías locales, tiendas de lujo, además de un servicio de bici-taxi y tuc-tuc muy interesante.

Castelo Garcia D 'Ávila

Ubicado en la colina Tatuapara, el Parque Cultural García D'Ávila alberga las ruinas de la fortificación, además de salas de exposiciones, capilla y restaurante. El castillo es uno de los edificios más grandes de su tiempo.

"Tatuapara" era el nombre dado por los indios tupi-guaraníes a la región donde hoy se encuentra Praia do Forte. Fue en la colina de Tatuapara que, en 1551, García D'Ávila, tesorero real de la Corona portuguesa, construyó su majestuosa casa con características de fortaleza feudal, siendo el único edificio de América con aspecto de castillo y la granja más antigua de Brasil.

El edificio del siglo XVI, conocido como Casa de la Torre o Castillo de García D'Avila, cuya existencia agregó el adjetivo "fuerte" (Forte) a la playa donde se encuentra.

El castillo de García D'Ávila sirvió para proteger la costa contra la presencia de piratas e invasores. Hoy restaurado, brilla de nuevo y fascina a los visitantes.

Reserva Sapiranga

La exuberante reserva de Sapiranga es un área protegida de 600 hectáreas de bosque atlántico.

Se ofrecen varios recorridos que pueden incluir: baño de río, senderismo, kayak, paseos en bicicleta, a caballo y para aquellos que prefieren más aventura, la mejor opción es el paseo en cuadriciclo.

La Reserva Sapiranga lleva a los turistas que disfrutan del contacto con la naturaleza a través de túneles debajo de los árboles, y ven una variedad de orquídeas, bromelias, pájaros, monos, mariposas y, con suerte, un cuatí, un perezoso o un armadillo.

Piscinas Naturales

Durante la marea baja, entre los arrecifes, se forman enormes piscinas naturales con aguas transparentes y cálidas, donde tomar un baño es irresistible. El snorkel también es maravilloso. Bucear en esta área es como estar dentro de un acuario, debido a la diversidad y cantidad de peces, moluscos, crustáceos, algas y corales que hay.

Lago e Isla Timeantube

Formado por la represa de las aguas del río Timeantube, el lago es una gran reserva de aves. Alrededor de 300 especies diferentes de aves han sido catalogadas en su área. Aquí hay dos opciones de recorrido: hacer ejercicio con kayaks o pasear en lancha motora para disfrutar de toda la belleza y tranquilidad del lago y sus aves.